loader
¿Cómo elegir un ERP?

ERP es el acrónimo de Enterprise Resource Planning, un software que permite la integración de las distintas áreas de una empresa en una sola herramienta, tecnología que ayuda en la gestión de los procesos más básicos y avanzados de una organización.

¿Ya conoces nuestro ERP? Tipsistem es un ERP para Pymes, contactanos para obtener un demo.

Los ERP automatizan esos procesos recurrentes que no permiten a los recursos centrarse en tareas operativas de gran relevancia. Es un sistema adaptable y flexible. Después de realizar una previa evaluación a las necesidades de la empresa, se procede a realizar una configuración de los procesos dentro de la herramienta para lograr una integración óptima entre el ERP y la empresa.

Por otra parte, el ERP es escalable, siendo uno de los beneficios más destacados. Al no ser un sistema estático, con el paso del tiempo se pueden agregar más funcionalidades y módulos áreas o actualizar procesos que van quedando obsoletos.

Actualmente, un software ERP se ha convertido en una herramienta fundamental para las empresas. Ayuda a la organización en la transformación digital y en la actualización de procesos que se han quedado estancados en el pasado. 

Por otra parte, automatiza funciones que eran realizadas de manera periódica y permite el acceso en todo momento a la información.   

Elegir un ERP según su instalación

La instalación del software se divide en dos categorías.

  •  ERP en local

Este tipo de ERP, es instalado en la red local de la empresa para ser usado por uno o varios empleados dentro de la misma. A pesar de que es bastante utilizado, se debe tener en cuenta que el acceso a la información solo se puede realizar en las instalaciones de la empresa donde se encuentra la red o mediante una VPN.

  • En la nube

Esta solución es muy útil en la actualidad, te permite acceder, actualizar y analizar la información, en cualquier lugar y momento. La razón, es que no está instalada directamente en el ordenador de los empleados sino que se encuentra en una nube de internet con toda la seguridad y privacidad de los datos. Esta solución lleva un nombre en particular denominado SaaS (Software como Servicio).

El ERP que se encuentra alojado en la nube, permite el pago de una especie de suscripción para que los integrantes de la empresa tengan la oportunidad de almacenar datos a través de internet y acceder a la información.

Para que pueda estar alojado en la web, el ERP se ejecuta desde un servidor remoto, esto logra que la empresa tenga accesos desde cualquier dispositivo con conexión a internet. Desde Pymes hasta grandes empresas, pueden adquirir este tipo de ERP, como hemos mencionado anteriormente los ERP se adaptan a las necesidades de la organización

Tips para elegir el ERP que se adapte a tu empresa:

Elegir un ERP no es algo que se debe tomar a la ligera, es por eso que te brindamos pequeños tips, para seleccionar el que más se adapte a las necesidades que tiene tu empresa.

  • Presupuesto: No es el punto favorito de nadie, pero debes contar con un presupuesto definido para adquirir un ERP. Existen algunos asequibles como los prediseñados y también se puede implementar personalizados a la medida de tu empresa, que son más costosos.
  • Análisis: Es importante realizar un análisis antes de tomar cualquier decisión, por eso te recomendamos analizar las necesidades reales de la empresa, comúnmente conocidos como los “requerimientos”. En este caso, el sector al que te dedicas, es un punto importante a tener en cuenta al elegir el tipo de ERP adecuado.
  • Cantidad de trabajo: Aunque parezca un poco absurdo, es necesario medir el volumen de trabajo que se realiza actualmente en la empresa, de eso dependerá la cantidad de módulos y el tipo de suscripción que necesitas.
  • Áreas: Tener las áreas definidas de manera correcta, es un paso esencial para obtener el ERP ideal, además debes tener en cuenta la relación que tiene cada área o departamento entre sí. Este paso es bastante importante, de ello dependerá la correcta integración de cada una de las áreas con los módulos correspondientes y sus funcionalidades necesarias.
  • Perfil de usuarios: Es importante conocer el perfil de usuarios de la empresa, edad, nivel de preparación, antigüedad en la empresa, disponibilidad al cambio. Así como el tiempo que los usuarios le podrían asignar al aprendizaje del ERP. En base a esos criterios, puede perfilar la herramienta a elegir.
  • Experiencia del equipo consultor: Un punto a no dejar pasar es la experiencia del equipo de consultores, dado que por más bueno que sea el ERP, sino se cuenta con un especialista en la herramienta y en los procesos de la empresa, se toma un gran riesgo en todo el proyecto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *